Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

martes, 16 de julio de 2024
8.3 C
San Carlos de Bolívar

La felicidad de estar en nuestra casa

Editorial.

spot_img

Una nueva expo, en este caso la número 94 de su larga historia, nos convoca en el magnífico predio de la avenida Mariano Unzué. Comienza nuestra fiesta mayor, la que esperamos todos los años para repetir una liturgia no escrita que se nutre de amistades añejas y reencuentros esperanzados.

Es que la exposición rural, además de ser fiesta, es también símbolo de lo que puede hacer un pueblo cuando se junta, cuando trabaja mancomunadamente para mostrar orgullosamente lo que cada uno es capaz de hacer para enriquecer, con esfuerzo y pasión, este espacio común que denominamos sociedad.

La Sociedad Rural de Bolívar ha sido desde siempre ejemplo de todo ello. Una institución que, partiendo de su compromiso con la defensa de los intereses del campesinado, extendió su radio de acción para consolidarse como actor imprescindible del progreso de Bolívar. Y desde entonces, en el ahora y en los años que vendrán, saben sus integrantes que este pueblo los mira y aguarda de ellos los modelos a seguir a los que nos tienen acostumbrados. Por eso y porque seguramente está en sus genes de hombres y mujeres que ante todo son de lucha, es que no se resignan y hacen el milagro anual de presentar una exposición que es un cachetazo a los malos tiempos, un coscorrón en las cabezas de malos gobernantes que se empeñan, por ideologismos estúpidos y pasados de moda, en encontrar enemigos donde debería haber aliados.

Abrió la 94º Exposición Rural, que también es posible merced al acompañamiento de la Cámara Comercial, entidad que desde hace unos años entendió que esta expo también es suya y de sus representados y que, de la mano de las últimas conducciones, la ha enriquecido con su presencia institucional y su trabajo solidario.

Serán 10 días felices. De mucho trabajo, de innumerables charlas y rondas de mate. Días propicios para descubrir caras y emprendimientos nuevos, consolidar viejas relaciones y especialmente para renovar el respeto que profesamos por los productores del campo, a quienes este país tanto les debe en términos de progreso.

Bienvenida sea “la Rural”, como llamamos los bolivarenses a este momento de todos los septiembres. Estamos felices. Estamos en casa.

Dejá una respuesta

spot_img
spot_img
spot_img

Más Leídas

spot_img
spot_img
spot_img

Edición Impresa

spot_img
spot_img
spot_img