Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

lunes, 19 de julio de 2021
2.4 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Soy feliz acá, vengo desde que empezó”

- Publicidad -
- Publicidad -

Patricia Moreno ya es una clásica del festival: estuvo en casi todas sus ediciones, desde que comenzó en 1988 bajo la gestión Ruiz con el nombre Semana de Bolívar, siguió en 1992 como Cantapueblo, al año siguiente Reina intendente pasó a denominarlo Cantabolívar (ya había un Cantapueblo en Mendoza) hasta hoy, que es, a partir de que el gobierno de Bucca lo tituló así en 2012, Me Encanta Bolívar.

Es artesana, y cada año lleva cosas nuevas a una vidriera que es imponente en términos de la cantidad de gente que circula por allí. Su linaje familiar está ligado a las artesanías y también al festival: su tío, Rubén Díaz, expuso aquí y también en la Rural, seguramente muchos recuerdan y otros tantos conservan las logradas cabezas de caballo que tallaba en madera.

- Publicidad -

Esta vez, el fuerte de su stand son las mandalas labradas con semillas y canutillos, un tipo de trabajo que esta pintora con cuarenta y un años de recorrido comenzó a realizar hace unos pocos años. Primero elabora el dibujo de la mandala, con paciencia le pega semilla por semilla con cola vinílica, ya que la superficie es madera, y finalmente le aplica tres manos de barniz. Aprendió “sola”, con el viejo e infalible sistema de la prueba y el error.

El stand de Patricia está ubicado hacia la izquierda del escenario, y es uno más de los que conforman el Paseo de artesanos y manualistas que organiza la municipalidad como un espacio más del Me Encanta Bolívar. El otro es el Patio de comidas, que queda enfrente y ofrece variedad en comidas rápidas, con preeminencia de las sempiternas papas fritas y los rendidores choripanes.

Además de sus mandalas, que se llevan la mayor atención del puesto, también expone botellas y piedras pintadas artísticamente y una torre Eiffel construida con monedas del año 1838, que pertenecen al vecino bolivarense que el encargó la obra. Cuadros no trajo esta vez, le gusta variar su producción año a año, puntualizó Patricia, que también talla en vidrio y en madera y, por fuera de ello, se dedica a ‘vestir’ salones para fiestas y diversos acontecimientos escolares. Es el primer verano que presenta mandalas, un tipo de obra que comenzó a desarrollar hace tres años y que le sirve para “sacarme el estrés”.

“Estoy feliz acá. Vengo desde que esto empezó, cuando el gobierno de Ruiz. Si no vendo no importa, porque la gente me conoce y ve lo que hago. Aunque me visiten y sólo charlemos unos minutos, para mí es suficiente, me hace muy bien”, expresó Patricia el viernes a este diario, mientras Dakillah se preparaba para asaltar el escenario mayor con una consistente dosis de trap, después de que rompieran el fuego (o lo encendieran) con sus coloridas coreografías los locales Suyai Danzas, Sinergia, Germán González, Shirley Pato y BL Free Style. Aún faltaba un largo camino hasta arribar al show de Ulises Bueno, el cielo de la rayuela que construyó la muni para la primera luna de esta cargadísima edición.

La artesana, manualista y pintora utiliza muy bien las redes sociales, en especial el Facebook, donde publica trabajos a modo de promoción y así consigue que se multipliquen los pedidos de vecinos y vecinas que le encargan obras puntuales, como el hombre que le requirió la torre Eiffel con monedas antiguas. Sin embargo, cada Me Encanta es un gran espaldarazo para el año, ya que multitudes de bolivarenses e incluso gente de la zona conocen su producción y establecen un vínculo que suele florecer más tarde. No posee local, trabaja por pedido. Además de en el festival mayor de nuestra música popular, todos los septiembres expone en la Rural, lo mismo que hacía su tío Rubén (ella es hija de Marta Díaz, histórica secretaria de los intendentes de Bolívar), y en las ferias que cada tanto se organizan en las plazas. 

Aunque no todo es trabajo, ya que cada febrero/marzo en el parque Moreno aprovecha para disfrutar de las bandas y solistas que nutren el Me Encanta. Esta vez le tocó un lugar “espectacular”, mejor que el del año pasado, desde el que puede ver con claridad el escenario y escuchar muy bien. Los que más le interesan de la edición 2020 son “Los Nocheros, mi pasión”, remarcó.

“En una ocasión me hiciste una nota, y ya estaba en los treinta años como pintora. Ahora ya voy por los cuarenta y uno”, recordó por último Patricia, y seguramente seguiremos.

                    Chino Castro

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img