Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

miércoles, 01 de diciembre de 2021
21.5 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

Se cumple hoy el 208 aniversario del combate de San Lorenzo

- Publicidad -
- Publicidad -

El 9 de marzo de 1812, San Martín llegó a Buenos Aires a ofrecer sus servicios al 1º Triunvirato y el  16 de marzo, el Gobierno de las Provincias Unidas, se le confiere a San Martín el empleo efectivo de Teniente Coronel de Caballería…” y Comandante del escuadrón de Granaderos a Caballo que ha de organizarse …”

El núcleo inicial de la tropa y clases para las dos compañías iniciales, fue tornado de los Dragones de la Patria, unidad de caballería preexistente. Pronto se incorporaron soldados veteranos y simples reclutas provenientes de la campaña de Buenos Aires y de las provincias interiores

- Publicidad -

De allí en más, San Martín inició una ímproba tarea organizando el cuerpo, seleccionando hombres e instruyéndolos tanto en las categorías de oficiales como de la tropa.

El 3 de noviembre de 1812, el teniente gobernador de Corrientes teniente coronel Toribio de Luzuriaga, remitió a Buenos Aires un grupo de mozos “misioneros” destinados al servicio de las armas, entre los que se hallaba Juan Bautista Cabral.

El grupo vino a órdenes del teniente de Voluntarios de las Milicias de Corrientes Juan Bautista Parrety y el viaje lo hicieron en dos tramos bien diferenciados: hasta Santa Fe, lo realizaron por vía fluvial en la lancha  y desde esta ciudad hasta Buenos Aires, por tierra.

La nómina que  firma José Ignacio Abendaño con el visto bueno de Luzuriaga, sólo contiene ochenta y nueve nombres. En esta lista, Juan Bautista Cabral aparece en último término de los reclutas figurando solamente con su segundo nombre y aún éste abreviado:” Bapta. Cabral.

Cabral fue incorporado en la Primera Compañía del Primer Escuadrón. Ello se conoce mediante dos documentos: uno de ellos, el más conocido, es la nómina de los muertos en San Lorenzo, con el destino interno de cada granadero en su regimiento, que se publica en la Gazeta: el otro, menos conocido, es la factura que el Hospital de la Residencia pasa al cobro por el período de los meses de septiembre a diciembre de 1812, donde figura el nombre de Cabral entre los atendidos.

En septiembre de 1812, el gobierno ordenó que, atento la delicada situación que se vivía en la zona de San Fernando, el 2º escuadrón de Granaderos marchase a esa localidad en reemplazo del regimiento n º 2, que tenía su base en esa zona.

De allí en más, la historia conocida: los realistas de la sitiada ciudad de Montevideo,  asolaban las costas del río Paraná, en busca de comida. El gobierno ordena que el regimiento de Granaderos ponga fin a las incursiones.

San Martín se moviliza hacia Santa Fé y en una marcha digna de encomio, cubre el trayecto en tiempo récord, avanzando de noche y ocultándose de día.

Dispone detener a los realistas en las cercanías del Convento de San Carlos Borromeo (en las cercanías de Rosario) y, al producirse el desembarco de la infantería de marina realista, los ataca con sus dos escuadrones, encabezando él personalmente el ataque al mando del primer escuadrón.

Una bala de cañón mata al caballo de San Martín que queda aprisionado mientras varios enemigos se acercan para ultimarlo. La intervención de Cabral interponiéndose entre las bayonetas que matarían a su jefe, mientras hace esfuerzos para destrabarlo del caballo, le cuesta la vida salvando para la historia argentina, al Ilustre Gran Capitán, que libertaría a Chile y Perú, ayudando a liberar Ecuador y Bolivia y asegurando la independencia Argentina.

Ese día fue de gloria para las armas de la Patria,  los realistas fueron derrotados, el regimiento de Granaderos a Caballo recibió su bautismo de fuego y la semilla de la Libertad fue regada en suelo argentino, con la sangre de los caídos que provenían  de distintas provincias del país: BUENOS AIRES (soldado Juan Mateo Jelves y Teniente Manuel Díaz Vélez), CORDOBA (soldados José Márquez y Díaz Manuel), LA RIOJA (soldados Domingo Soriano Gurel y Blas Vargas), SAN LUIS (soldados Basilio Bustos, José Gregorio Fredes y Januario Luna), SANTIAGO DEL ESTERO (soldado Ramón Saavedra), CORRIENTES (soldados Juan Bautista Cabral y Feliciano Silva) y de FRANCIA (soldado Domingo Porteau), de CHILE (soldado Julio Alzogaray) y de la BANDA ORIENTAL (soldado Ramón Amador y Capitán Justo Germán Bermúdez).

La Patria estaba naciendo y una leyenda también: cada mañana, al pasarse revista en el Regimiento de Granaderos a Caballo, al mencionarse el nombre de Juan Bautista Cabral, la tropa respondía y responde aún: “¡¡¡Presente!!!”.

Seguramente la historia argentina y aún la americana, no hubiera sido la misma sin ese glorioso 3 de febrero, y no en vano los versos recuerdan que “… así salvó su arrojo, la Libertad Naciente de medio Continente. Honor, Honor al gran Cabral”.

 

HOMENAJE DE LA ASOCIACION CULTURAL SANMARTINIANA DE BOLIVAR en adhesión al 208° aniversario del Combate de San Lorenzo.

Julio C. Ruiz, presidente

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img