Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

miércoles, 18 de mayo de 2022
3.1 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Ojalá algún día no haya que viajar a Olavarría, Junín o Alberti a buscar soluciones para la salud”

Lucas Noblía y Gustavo Murgades, de Coopemed.

- Publicidad -
- Publicidad -

Coopemed, el servicio de emergencias de la Cooperativa Eléctrica, continúa con la nueva administración de la entidad. Ahora en manos de dos coordinadores: el enfermero Lucas Noblía y el psicólogo Gustavo Murgades, quienes arribaron al sillón de Sarmiento y Belgrano con la llegada de Campos Energéticos al poder de la institución de 25 de Mayo y Edison.

En la esquina del ex boliche Casablanca (1963-1990), ambos hablaron con LA MAÑANA.

Noblía dijo que “cuando pensábamos en todo esto de la Cooperativa, cuando arrancamos con Jorge (Campos), porque estoy desde el minuto cero en Campos Energéticos, él siempre me dijo que en la parte de salud yo iba a tener un rol importante; pero siempre fueron dichos en asados, cenas. Todos quedamos sorprendidos con esta elección, Coopemed estaba funcionando, alguien se tenía que hacer cago y que el Consejo de Administración me haya elegido para que les dé una mano, fue muy lindo, les agradezco mucho, y trataré de aportar todos mis conocimientos del ámbito de salud para llevar esto de la mejor manera posible”.

Lucas recordó que “en la intimidad del grupo siempre decimos que la creación de Coopemed fue una macana que nos mandamos nosotros cuando salimos a decir que queríamos una clínica. Esto se hizo muy agarrado de los pelos, fue todo apurado, la documentación comprueba que se hicieron cosas de mala manera, inversiones que no correspodían. Acá se incorporó personal con honorarios abultados, las ambulancias, el alquiler del lugar anexo a Coopemed que no funciona, un montón de gastos innecesarios”.

En estos casos siempre se habla de las “herencias” recibidas. Noblía dijo al respecto: “Trabajar en el sistema de salud y tener relación y contacto con el personal hizo que yo viniera al tanto de lo que pasaba en Coopemed a través de la gente que trabaja acá. Nos encontramos con un Coopmed desordenado, al igual que la Cooperativa; que trabajaba de manera independiente pero bajo las órdenes de uno o dos miembros del Consejo que apoyaban y avalaban la independencia que tenía Coopemed para manejarse. Eso llevó a los números que tenemos hoy, con un déficit de entre un millón y un millón y medo de pesos por mes. Tenemos que ordenarlo, hablar con la gente, con el personal, hay que sentarse a trabajar y ver qué solución le podemos dar”.

Gustavo Murgades además es consejero de la Cooperativa, por lo que es una especie de nexo entre el Consejo de Administración y Coopemed: “Dados los conocimientos y la experiencia que tenemos con Lucas en el sistema de salud, la idea era dar una mano para Coopmed. Nos encontramos con un Coopemed muy desorganizado, hay habilitaciones provisorias, lo que hace que no podamos trabajar con obras sociales. Bolívar necesita más inversión en salud, más prestaciones, así que pensamos en que una vez que esté todo ordenado, comenzar a ampliarlo. Uno ve que la gente pide otras especialidades para Coopemed como cardiología, oftalmología; pero hay que sanearlo, porque hoy da pérdida y si nos expandimos con deuda, ponemos los números más en rojo todavía”.

Murgades acotó que “antes de pensar en incrementar el valor que tiene Coopemed para el usuario, con el Consejo de Administración pensamos en tratar de aumentar la cápita, la cantidad de beneficiarios. Durante mayo habrá un 50% de bonificación a aquellos nuevos asociados. Nos hemos encontrado con mucha gente que no conoce cómo funciona Coopemed, gente que sigue pensando que sigue siendo el remís del Hospital, entonces tenemos que hacer saber que hay otros servicios, que hay médicos las 24 horas, que hay guardia pediátrica de 20 a 8, que hay enfermería domiciliaria, servicio de traslados”.

Gustavo fue claro: “Los números no cierran porque todo ha ido aumentando menos la cuota que se paga por Coopemed, todos sabemos la inflación que tenemos día a día. Hace más de un año que estos números no se tocan; pero el día que se llegue a un aumento, el mismo no va a impactar tanto en el bolsillo de los asociados porque habrá una mayor masa de inscriptos. Y en el corto plazo esperamos poder comenzar a trabajar con las obras sociales, lo que nos va a permitir poder facturar determinadas prácticas e insumos que se utilizan, y eso va a generar otra entrada para que los números sean otros, sino que el personal de salud también se verá beneficiado y que esto sea tentador para otras especialidades y así lograr un brindar un servicio más integral, porque sabemos que el tema salud en Bolívar desde hace años es un problema”.

Murgades aclaró que “lo primero que tenemos que lograr para trabajar con obras sociales son las habilitaciones que otorga el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires; estamos trabajando en eso con un contacto que tenemos en Región Sanitaria, hoy estamos flojitos de papeles, por eso ninguna obra social se va a sentar con nosotros”.

Noblía reconoció que “hay un expediente iniciado y una inspección del Ministerio de Salud de Provincia; pero como todo trámite burocrático, lleva tiempo. Desde el Ministerio hicieron un par de observaciones, necesitamos saber en qué oficina está, si ellos tienen que volver a venir. Una vez que tengamos la habilitación, comenzaremos a proyectar e incrementar el número de profesionales y especialistas para que vengan a trabajar a Coopemed”.

Murgades añadió que “la situación económica de la Cooperativa no es favorable; pero con Lucas creemos que el sistema de salud se puede sustentar, hay centros de salud en ciudades vecinas que dan ganancia. Somos una Cooperativa, la idea no es ganar dinero; pero por lo menos que no dé pérdida. Ojalá algún día nuestros asociados no tengan que viajar a Olavarría, Junín o Alberti buscando soluciones para su salud”.

Noblía por su parte da cuenta de que “el servicio de pediatría acá se ha incrementado muchísimo, hacía falta en la comunidad y lo implementó Coopemed. Mucha gente viene durante el día por consultas, los que viven cerca o los que no, hay mucha gente que desconoce de los servicios que se brindan. Se ve un incremento en la atención de pedriatría, adultos, turnos para las especialidades. Tenemos contactos con clínicas importantes de la zona que estarían en condiciones de venir, ver qué tipo de inversión se puede llegar a hacer”.

Gustavo agregó que “a pesar del estado en el que recibimos a la Cooperativa, desde Coopemed elevamos una propuesta al Consejo de Administración para hacer un aumento para los médicos, hacía tiempo que no había una actualización, se hizo un pequeño ajuste que para el Consejo es grande dada la situación en la que está la Cooperativa. Aquellas personas que están de guardia durante 24 horas no se les proveía una vianda de comida, ellos debían hacerse cargo. Ese fue un planteo de Lucas que se trasladó al Consejo y fue aprobado por unanimidad que aquellos choferes, médicos, enfermeros, que están de guardia durante más de 12 horas cuenten con una vianda provista por Coopemed, creemos que hay que mimar a los que nos cuidan”.

Lucas contó que “lo primero que le pedí al Consejo para poder dar un panorama era que me dejaran hablar con la gente. Nos encontramos con caras de miedo, de preocupación en todas las reuniones que tuvimos. El personal se siente muy cómodo, me lo han expresado, sé lo que es tener que hacer guardias de 24 horas, tener que pagarme la comida, estar fiestas y cumpleaños de guardia”.

Las ambulancias han sido un tema controversial desde antes que Campos Energéticos llegara a la Cooperativa, y se sigue hablando del mismo: “Nos encontramos con unos vehículos chicos –dijo Noblía-, uno está acostumbrado a trabajar en otras unidades y obviamente se lo planteamos al Consejo de hacer todo el esfuerzo y cuando la situación mejore un poco poder adquirir alguna unidad de alta complejidad UTI que sirva no sólo para trabajar acá sino también para hacer traslados. Hoy desde Coopemed no se pueden hacer traslados de mediana complejidad. Son móviles muy incómodos para trabajar en los que no entra la totalidad del equipamiento que deben tener; nos comentaban los choferes que la tabla, que es algo común en cualquier ambulancia, la tienen que dejar en base y se las alcanzan en caso que las necesiten. No entendemos por qué la gestión de la compra de estos vehículos”.

Noblía agregó que “la idea es vender un móvil, que lo podría tomar la empresa a la que se le compre el vehículo nuevo; pero estamos hablando de números importantes. Por el momento se decidió no realizar viajes de larga distancia con patologías de alta complejidad y sí hacer sólo traslados que no necesiten médico, algún ambulatorio. Es algo que nos preocupa porque son dos móviles que no sirven más que para el traslado dentro de la planta urbana”.

Lucas informó algo que despejó muchas dudas: “Estoy trabajando ad honorem, es el compromiso que asumimos desde el grupo de Campos Energéticos, Gustavo lo mismo. Hacemos esto en nuestros ratos libres, demanda mucho tiempo; pero la gente está contenta, de hecho lo demuestran afiliándose a Coopemed. Necesitamos escuchar los reclamos porque son cosas a mejorar. Les pedimos tiempo”.

Gustavo resaltó que “la gente está muy conforme con la guardia pediátrica, lo agradecen mucho, que es algo de lo que se tendría que hacer cargo el Hospital. A modo de sugerencia aparecen las especialidades. Soñamos con un proyecto más grande, en lograr un sanatorio”.

Ángel Pesce.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

Edición Impresa

- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img