Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

sábado, 17 de julio de 2021
7.5 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

María de las Mercedes Maineri (Mecha)

- Publicidad -
- Publicidad -

Colaboración:  Walter D´Aloia

Con Mecha Maineri, como todos la conocíamos, se va un personaje de nuestra ciudad, se va otro trozo del Bolívarque lentamente se marcha, que se escurre como agua entre los dedos…

- Publicidad -

Estrechamente vinculada por su familia a la historia de los primeros pobladores, su bisabuelo Juan Maineri fue el donante del predio donde se levanta el Hospital local y el fundador de una familia de honda raigambre en la ciudad.  Su madre, María Luisa Freire, fue una importante educacionista, deintensa participación en las actividades parroquiales de esa época, fundadora entre otras de la Acción Católica y de una brillantetrayectoria en la vida religiosa, cultural y social de la primera mitad del siglo XX.  Así, Mecha, fue la continuadora de una familia dedicada a la educación de la juventud, que había comenzado con Casimira Barroso y que se prolongó a través de todo el siglo XX en María Luisa Freire, Mecha Maineri y María Andreina D’Agata, su hija de temprana y dolorosa desaparición. Mecha, atesoraba los recuerdos del abuelo Maineri y de la “tía Casimira” como a ella le gustaba nombrarla, refiriéndose a la primera maestra de nuestra ciudadEse vínculo familiar a la historia de nuestra ciudad, la hizo ser activa participante en las celebraciones del Centenario de Bolívar, así como de la Parroquia San Carlos 1984 y los 90 años del Instituto Jesús Sacramentado en 1983.

Su profunda fe, su esmerada educación en el Instituto JesúsSacramentado y la activa participación de su madre en la vida apostólica, la vinculo desde niña a la Parroquia y a sus instituciones. Así, por su rico anecdotario desfilaban los nombres mas representativos de aquel tiempo, el padre Plana, el Padre Aducci, doña Vicenta Verde de Gómez, María Etelvina Cáceres…nombres que hoy ya casi nadie recuerda y que fueron figuras de trascendentalimportancia en la vida religiosa y social de nuestra ciudad.  Formada como docente y especializada en arte, desarrollo una larga trayectoria como profesora en el Instituto Jesús Sacramentado y en la antigua Escuela Profesional de Mujeres, iniciando a muchas jóvenes en el mundo del arte. Pero la tarea de Mecha no se limitaa loestrictamente técnico o didáctico, sino que su misión era abrirles a un mundo de belleza, de elegancia, de refinamiento, al mundo que le era propio.  De sus manos salieron los mas bellos pergaminos, las mas bellas guardas, con exquisitos trazos y elegante caligrafía. Pero tampoco se limitaba al dibujo.  De sus manos también salieron auténticas obras del arte de la cocina. Postres, conservas, mermeladas, canapés, con un refinamiento difícil de conseguir. Alguna vez acaricio un proyecto para comercializar aquellos manjares.  “Exquisiteces Praliné” pensaba llamarlo. Su mesa fue siempre un placer para quienes tuvimos el privilegio de compartirla, y  muchas instituciones de caridad, como el Asilo de Ancianos y la Obra San José, se vieron favorecidas durante años, en la Rural y en otros eventos solidarios, en los que Mecha aportaba su buen gusto y suscreaciones. Su espíritu sensible y refinado la convirtió en asidua participante del mundo cultural de Bolívar durante años, en los conciertos dela Asociación Musical, en el Mozarteum, en las actividades de la Cultural y de la Biblioteca Rivadavia. Su casa de la Calle Sargento Cabral primero y luego Olavarría era una muestra clara de ello, donde vivía rodeada de objetos bellos, de cuadros, de plantas, y de recuerdos.  Sus amistades, Amparo Tello, las Billorou, Elba Moronta, se fueron marchando lentamente y la vida le hizo probar el mas amargo dolor que puede soportar una madre, con la perdida de María Andreina, en plena juventud, dolor que llevo con una entereza admirable y una resignación ejemplar.

Mecha Maineri nos ha dejado, perdurando en el recuerdo de un espíritu refinado, de una elegancia innata y de un alma sensible donde la caridad y la belleza iban juntas. Autentico personaje de nuestra juventud, recordada profesora, querida vecina, entrañable amiga, ¡descansa en paz!

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img