Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

lunes, 24 de junio de 2024
6.4 C
San Carlos de Bolívar

Maleantes asolaron anoche propiedades de la planta urbana

Cámaras de Seguridad de la empresa Remolques El Trompa registraron el ingreso de al menos dos hombres a su galpón y esas imágenes fueron viralizadas a través de las redes sociales.

- Publicidad -
- Publicidad -

Una especie de raid delictivo se desató anoche afectando a la manzana demarcada por las calles Olavarría, Palavecino, Viamonte y 3 de Febrero, protagonizada según el relato de testigos por varias personas que ingresaron al menos a dos propiedades con intención de robo y, en algún caso, lograron su cometido.

La información surge a partir de un posteo en la red social Facebook que realizó uno de vecinos damnificados, quien registró con sus cámaras de seguridad la presencia de al menos dos malhechores en el interior de un galpón de su propiedad.

Se trata de Marcelo Aragón, titular de la empresa Remolques El Trompa quien tiene, precisamente sobre la avenida 3 de Febrero, su galpón donde guarda los vehículos grúa que utiliza para su trabajo y, en el mismo lugar, almacena elementos necesarios para su labor, entre ellos neumáticos, aceite, etc., junto a una gran cantidad de herramientas.

Según el relato aportado a este medio por su esposa, todo sucedió pasada la 1 de la madrugada del miércoles, cuando una especie de banda delictiva ingresó a la casa de Marcelo Del Río, ubicada sobre la calle Olavarría, pasaron luego por un terreno baldío contiguo a este domicilio y terminaron ingresando al galpón de Aragón luego de haberse lastimado con vidrios que están colocados sobre un paredón que da hacia el apart hotel que sale a la calle Viamonte.

Como se dice, las cámaras de seguridad que tiene instaladas Remolques El Trompa registraron el andar sigiloso de dos hombres jóvenes, quienes permanecieron unos cuantos minutos en ese lugar dándose posteriormente a la fuga sin que, en principio, los propietarios de ese inmueble hayan podido verificar faltantes de importancia.

No obstante, refiere nuestra entrevistada, no es la primera vez que sucede algo de estas características y, por el contrario, los vecinos de ese barrio están en permanente alerta sabiendo que tarde o temprano “les tocará” la visita de los amigos de lo ajeno.

Se radicaron las denuncias policiales de rigor.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

Edición Impresa

- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img