Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

viernes, 24 de septiembre de 2021
19.1 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

Levantar el nombre de Eva “con el fanatismo del amor y la justicia social”

- Publicidad -
- Publicidad -

Una muy buena concurrencia tuvo el acto por los cien años del nacimiento de Eva Duarte de Perón, el martes en la fría tarde en el Centro Cívico, donde se halla el busto a su memoria.

Convocados por el Consejo de Partido Justicialista, organizador de la ceremonia, concurrieron representantes de todas las (muchas) franjas internas del peronismo, que pujarán en elecciones o conseguirán la meneada y por muchos anhelada unidad para enfrentar al macrismo en octubre, aunque la gran cantidad de espacios no refleje un anhelo que es más de las bases del movimiento: La Kolina, Matria, el grupo liderado por Ariel Ferreyra, la unidad básica Eva Perón, de Mirta Linares, el Movimiento Evita. También estuvieron referentes del gobierno municipal, integrantes del bloque de concejales del oficialismo y miembros del Consejo de Partido Justicialista, además de afilados, simpatizantes y público en general, todos juntos bancando a ‘la abanderada de los humildes’ en una tarde desapacible y antiperonista, porque el sol ni se asomó.

- Publicidad -

El intendente Marcos Pisano no pudo estar, por compromisos indelegables inherentes a su función, pero envió un cálido saludo que fue leído por locución.

Mirta Jaimerena, José Antonio Bucca y Adriana Quevedo depositaron una palma floral al pie del busto de “una mujer inabarcable”, como definió más tarde una de las oradoras. Lo hicieron en nombre del Partido Justicialista y de todos los peronistas de Bolívar. Lo propio llevaron a cabo a continuación Analía Olascoaga y Vanessa Fittipaldi, por el Movimiento Evita Bolívar. Luego se descubrió una placa alusiva sobre el busto a la ‘abanderada de los humildes’, ceremonia que estuvo en manos de Mirta Linares, en representación de la unidad básica Eva Perón, y Franco Canepare y Sergio Sarchioni, por el Partido Justicialista local. Si alguien del grupo encabezado por Ferreyra hubiera hecho uso de la palabra o participado de algún otro segmento, la delicada ingeniería de dar cabida a todes en un año que no es cualquiera hubiese resultado perfecta. Sin embargo, el propio Ariel y los militantes que en él se referencian estuvieron presentes durante el acto.

 

ASI: “PARA LA OLIGARQUÍA REPRESENTABA TODO LO INDESEABLE”

El bloque para los discursos fue federal, ya que se expresaron casi todos los sectores. Por el Movimiento Evita, hablaron Milagros Gardoni y Gisela Zárate, y después, por Matria, Miriam Asi, quien puntualizó que como militante de “un proyecto nacional, popular, democrático y feminista, pero no de un feminismo blanco y excluyente, sino de uno popular, que incluye a las mujeres más vulneradas, excluidas y empobrecidas, reivindicamos la figura de Eva Perón como impulsora de políticas públicas, integrales, sólo para sectores antes ausentes y ahora presentes en la escena política: las mujeres”. La militante enumeró luego una serie de medidas con las que Evita “logró cambiar la situación de las mujeres”, y después aseveró: “La violencia machista se ejerció sobre Eva aún después de muerta. En vida no pudieron soportarla, porque a las mujeres fuertes se las tilda de soberbias, y el liderazgo es visto como contrario a las virtudes femeninas. Para la oligarquía representaba todo lo indeseable: mujer, joven y pobre que se lanzó decidida a cambiar desde el poder la historia de los más humildes. Y así lo entendemos nosotres, como militantes barriales, que sabemos que la política es la herramienta social integradora”. “Levantamos su nombre con el fanatismo del amor y la justicia social”, cerró Miriam su sólida intervención.

 

OCHOA: “A REINVENTAR A EVA”

“Fue un torbellino. (…) Cuando hablamos de ella hablamos del gorrión que voló con el cóndor, pero que cuando murió, lo dejó como un cuchillo sin filo, dice Galeano. Hablar de Eva es hablar de la garra para defender al oprimido, pero de la garra doble para también enfrentar al opresor. Hablar de Eva es no poder hablar, es intentar hablar de una mujer inabarcable. Pero por sobre todo, es hablar también del apellido negado, del pan dulce y la sidra, y hablar de los reyes magos. Eva es la síntesis y la antítesis, es una pluralidad de voces hecha mujer”, y es, en esencialmente, “una mujer que jamás pidió permiso, que nunca jamás se quedó en el lugar que la sociedad contemporánea le había asignado”, enumeró Mónica Ochoa, de La Koiina, quien trabajó en Santa Cruz cerca de Alicia Kirchner.

En el pasaje final, la también ex funcionaria de Bucca intendente tiró un cable hacia el presente: “Hoy más que nunca en Argentina estamos obligados a eternizarla y a revivirla y a reinventarla, porque estoicamente resistimos en este 2019 a un gobierno que no tiene contenido social ni humano. Somos una sociedad que está impávida mirando cómo nos están vaciando, mirando impávida un gobierno sin política. (…) Yo los invito a reinventar a Eva”, coronó Ochoa el mejor y más emotivo discurso después del de Marianela Zanassi, directora municipal de Derechos Humanos y cuya rotunda y encendida palabra publicaremos mañana.

También habló Rodolfo Romero, del massismo.

Tras la participación de Naldo Alfano, un peronista de la primera hora que recitó un poema en homenaje a Eva, el acto cerró con la entonación de la Marcha Peronista y Evita capitana.

Chino Castro

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img