Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

miércoles, 08 de febrero de 2023
24.4 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Hay un territorio colonizado; no un pueblo colonial” sino “una población implantada”

Presentarán el libro Malvinas en la geopolítica de América Latina.

- Publicidad -
- Publicidad -

Malvinas en le geopolítica de América Latina, del sociólogo Luis Wainer, será presentado el jueves en el marco de una jornada titulada Malvinas y Democracia: Por qué insistir con Malvinas a 40 años de la guerra, organizada por la comisión de Asociados del Banco Credicoop, la Dirección municipal de Derechos Humanos y la Biblioteca Rivadavia, en cuyo auditorio se llevará a cabo la actividad, desde las 19 y con entrada libre. “Hay un territorio colonizado; no un pueblo colonial” sino “una población implantada”, definió el autor a este diario, acerca de reclamar la soberanía de las islas en clave bilateral, sin lugar a la autodeterminación de los kelpers, una de las vías elegidas durante estos cuarenta años de democracia en que los diferentes gobiernos han mostrado respecto de la ‘causa Malvinas’ más que diferencias de matices. 

Wainer es también coordinador del área de Estudios Nuestroamericanos del Centro Cultural de la Cooperación (CCC).

“Los cuarenta años de la guerra me parecen una oportunidad para pensar además acerca de los cuarenta años del retorno a la vida institucional democrática en Argentina”, cuyo momento fundante “es justamente” la contienda bélica, dijo a este diario vía telefónica el autor del libro.

El volumen fue elaborado durante el período de pandemia, y tras las restricciones sanitarias que imperaron durante el 2020 y ’21, Wainer ha salido nuevamente a presentarlo en el país, contorno en el cual llegará a Bolívar este jueves, por gestión directa de la comisión de Asociados del Credicoop.

“Estas cuatro décadas de democracia también constituyen una ocasión para analizar, con cierto recorrido, dónde han ubicado el reclamo de Malvinas en clave de soberanía los distintos gobiernos, porque no lo han hecho siempre del mismo modo”, aseveró el escritor.

Suele afirmarse que el estado argentino ha ninguneado y destratado a los ex combatientes de Malvinas. Hay una tendencia a generalizar, como si el alfonsinismo, el menemismo, el kirchnerismo y el macrismo se hubiesen manejado del mismo modo, cual si no hubieran existido, al menos, matices.

-Ese término matices es el más adecuado, porque los hay, y unos cuantos. Sobre todo para caracterizar lo que se ha dado en llamar proceso de desmalvinización. Uno podría decir que ese proceso tal cual se lo ha conocido, es muy claro durante el alfonsinismo y sobre todo durante el menemismo en cuanto a lo que tiene que ver con el lugar que la sociedad y los gobiernos les dan a los Veteranos. Sin embargo, también entre los dos gobiernos hay diferencias, al menos en un principio, respecto de cómo deciden encarar el reclamo de soberanía con las potencias y sobre todo el Reino Unido, más allá del lugar que nuestra sociedad estaba dispuesta a darles a nuestros Veteranos tras la guerra. Uno tiene muchos elementos para cuestionar a esos dos primeros gobiernos, sobre todo al menemismo, pero sí hay que decir, y lo vamos a conversar, que en los primeros años del alfonsinismo, más allá de la desmalvinización, hubo un intento por volver a ubicar la cuestión Malvinas no ya en los años setenta, el período que antecede a la guerra, donde hay acercamientos y acuerdos que llevaron a decir que estábamos cerca de recuperar las islas. El libro pone en tensión eso, y también el propio Alfonsín, cuando señaló que esos acuerdos no habían servido para nada, sino más bien para que los británicos dilataran sentarse a negociar con Argentina. Por eso el propio gobierno de Alfonsín va a decir que adonde hay que volver no es a esos acuerdos, sino a 1964, cuando el 8 de septiembre Argentina establece una posición muy clara sobre el conflicto con el Reino Unido, y a consecuencia de eso el gran triunfo diplomático de nuestro país es la resolución 2065, que hasta hoy debemos llevar como bandera y victoria diplomática.

 “Un caso especial de colonialismo”

“Durante el menemismo, durante los setenta y también vuelve a ocurrir en el período de Macri, se intentó emplear la figura del paraguas de la soberanía: mantengamos una serie de acuerdos, lo que se conoció como acuerdos prácticos, más bien comerciales y económicos, y luego madurará el momento de discutir la soberanía. La primera parte del gobierno de Alfonsín discute con eso, luego se diluye un poco, y sobre todo lo hacen los gobiernos kirchneristas, que van a decir que esos acuerdos no han servido, y que primero la soberanía y después cualquier otra cuestión. Hay evidencias que dejan plasmado eso con mucha claridad”, explicó, y diferenció, Wainer.

“Hay un claro proceso de remalvinización (durante los gobiernos de signo K), cuando se sale a reclamar la cuestión Malvinas ya en una clave de depredación del Atlántico Sur, de militarización del Atlántico Sur; en una clave bilateral, directamente con el Reino Unido y sin que los kelpers tengan nada que ver, sin lugar a la autodeterminación ya que no es un pueblo sino una población implantada. Lo que hay es un caso especial de colonialismo: se trata de un territorio colonizado y no de un pueblo colonial, y el kirchnerismo lo va a dejar muy claro”, enfatizó el investigador. “Sobre todo, para darle una caracterización de conflicto latinoamericano y no sólo argentino”.

El jueves se hablará, finalmente, acerca de “qué cosas quedan abiertas para pensar en esta etapa”, remató Wainer.

Chino Castro

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

Edición Impresa

- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img