Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

viernes, 03 de diciembre de 2021
15.5 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Hay grandes posibilidades que Germán (Reguero) ingrese al Concejo”

- Publicidad -
- Publicidad -

Miguel Francisco va por su sueño de que un concejal de izquierda llegue al recinto del Concejo Deliberante. Esta vez tira del carro como candidato a intendente, tratando de captar los votos necesarios para que Germán Reguero se transforme en edil.

¿Qué sensaciones tenés de cara a una elección que los puede depositar en el HCD?

- Publicidad -

– En estos últimos días estamos haciendo un enorme esfuerzo para conseguir los votos que nos faltan, hay grandes posibilidades de que Germán ingrese al Concejo, lo cual sería un dato histórico extraordinario, sobre todo en una elección Ejecutiva, porque este pueblo ha juntado más de una vez los votos para que hubiera un concejal de izquierda, el problema han sido Urdampilleta y Pirovano. En 2001, en 2009 y en 2017, si el electorado hubiera sido Bolívar y sus barrios, hubiésemos logrado uno y hasta dos concejales; pero nos desplomamos en el interior porque no nos conocen, no tenemos una referencia fuerte. Para meter un concejal necesitamos llegar al 17%, ya es restrictivo un 12,5%, el día que logremos el concejal, con un envioncito más le ganamos la intendencia.

Hicimos una muy buena elección en las PASO. En la elección de agosto teníamos una intención de voto mucho mayor a la que finalmente se dio, fue todo un fenómeno que se dio en los últimos cuatro o cinco días, en los que vimos migrar desde nuestro espacio político, estoy hablando de 800 ó 1.000 votos, y eso se dio en todo el país con el resultado sorpresivo de que Fernández iba a ganar pero por poco y terminó con un volumen aplastante que ha definido todo, desde nuestras perspectiva esto está absolutamente terminado.

Tenemos que prepararnos para lo que bien, y lo que viene es una economía de guerra. Ese esfuerzo va a caer sobre la espalda de los trabajadores, han sido cuatro años de un gobierno desastroso en términos económicos, que ha destruido nuestra industria, ha generado un desempleo feroz y a nivel local cerró el polo del calzado y otras más.

Los que van a pagar el costo acá son los asalariados, la variable de ajuste de este sistema es el salario de los trabajadores, vemos en el horizonte una devaluación feroz que nos va a pulverizar los salarios para poder hacer el ajuste que necesita. Frente a ese escenario que viene, es necesario tener legisladores de izquierda, está claro que yo no voy a ser intendente; pero podemos meter un concejal en Bolívar para que defienda los intereses de los trabajadores en esta ofensiva de sectores poderosos, nacionales e internacionales.

¿Pensás que ese electorado que tenían previo a las PASO puede volver?

– Son elecciones totalmente distintas, no hay un traslado automático de los votos de una elección a otra, de hecho nosotros no competíamos con nadie en agosto, buscábamos pasar el 1,5 % que nos habilitara llegar a las generales. A veces la competencia te pone en un plano más alto. Igual en el oficialismo local, sin embargo había mucha más tensión en el otro espacio (Juntos por el Cambio) que estaba compitiendo para ver quién era el referente.

Ahora vamos por los porotos, ahora se está discutiendo el poder político, cómo se va a distribuir, estamos pujando por meter un concejal y es muy posible que eso pase. Tengo la percepción, producto de la experiencia que uno tiene, de que hay dos espacios que están creciendo al volumen de votos que tienen, y un espacio que se está achicando. Los que crecen son el nuestro y el del oficialismo, hay que ver si nos da la nafta para llegar, en eso estamos.

Germán está muy preparado, al igual que todos los que van en la lista…

– Sí, yo tengo compañeros en esta agrupación que no van a sentir mi ausencia en el futuro; es más, no tendré ningún problema el día de mañana, y creo que va a ser natural, de que vaya de candidato a consejero escolar suplente. Germán es un cuadro político formado, con experiencia universitaria, gremial; Marcelo Alonso también, Karina Pérez, Marisol Darretche, el Tano Luis Lioca, que genera mucha política.

¿Cómo creés que puede jugar el local céntrico en las elecciones?

– Por ahí hay un mayor movimiento de gente, nos permite trasladarnos rápido hacia los lugares; pero nuestros intereses son los trabajadores, los barrios, y ahí andamos vuelta con las boletas, repartiendo, persuadiendo.

Acá hay un movimiento de gente muy fuerte y eso nos permite un contacto mucho más fácil, salgo a la vereda y charlo con cientos de personas. En las PASO de 2017 crecimos un 30 % a nivel de votos, estuvimos muy cerca de llegar a un concejal, y nada indica de que no pueda construirse un concejal, habrá muchos votos nuevos, se calcula que tendremos 24.000 votos, 3.000 más que en las primarias, mucho voto joven, y nosotros también estamos trabajando el voto en blanco, votar en blanco no sirve, si la decisión del vecino es estar en contra del sistema o que lo está rechazando, la opción más fuerte de oposición somos nosotros, que hagan útil el voto y nos acompañen.

Los votos tampoco son de nadie, fluctúan, hay un electorado independiente, hay unos 3.000 votantes que no se referencian con nadie y hay muchas posibilidades de que el domingo tengamos un concejal de izquierda.

Sería buenísimo irrumpir en el escenario del Concejo, patear el tablero y empezar a distribuir el juego de otra forma. Creo que hay muchísima gente que va a hacer un voto inteligente en ese sentido.

Sus proyectos si no llegan con un concejal propio, es muy difícil que se traten en el Concejo…

– Son parte de un gran proyecto que trata que este municipio, que tiene un rol recaudador y de prestación de servicios, que amplíe hacia otras áreas que incorporen la productividad. Podemos producir alimentos baratos evitando la intermediación y el traslado de los productos de un lado a otro, crear un supermercado municipal, una pasteurizadora, granjas y huertas, un matadero. La Ley de Emergencia Alimentaria que se reflotó tiene que ver con eso. Hay millones de argentinos que viven peor que el perro de (Alberto) Fernández, Dylan. Es así de patética y de dolorosa nuestra realidad.

No es una característica de la Izquierda agachar la cabeza y dejar que nos peguen, nos flagelen y nos manden a comer sapos, no nos gusta comer sapos, creemos que tenemos derechos, que somos ciudadanos dignos, que tenemos que formar parte de un país en el que la distribución tiene que ser equitativa. Habrá mucha tensión, y por eso es necesario que la Izquierda también tenga representantes, fuerzas para discutir esos temas y defender a los trabajadores.

¿Qué mensaje le das a la gente para que el domingo los ayude a llegar al Concejo?

– Que no vote en blanco porque no se cuenta, no sirve. Si está enojado con esta situación y quiere una oposición fuerte a lo que está, esa oposición somos nosotros. Hagan útil el voto para poder meter un concejal de Izquierda que pueda discutir desde otra perspectiva los intereses auténticos de los más humildes, de los desprotegidos en esta sociedad, espero que nos acompañen el 27 y que podamos festejar juntos la concreción de un concejal por el que tanto luchamos durante muchos años.

Angel Pesce

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img