Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

martes, 02 de agosto de 2022
17.6 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Hay algunas cosas ya listas, estamos a pleno y falta muy poquito, poco más de un mes”

- Publicidad -
- Publicidad -

El presidente de la Sociedad Rural, Fernando León Alzueta, habló con LA MAÑANA sobre los adelantos que se pueden hacer hoy sobre lo que será una nueva Exposición Rural, la primera tras los dos años de interrupción por la pandemia del Covid-19.

Alzueta, que se prepara para la última expo bajo su presidencia (su mandato vence en marzo de 2023 pero él se irá del país en octubre de este año), habló largo y tendido en la oficina de presidencia de la institución de la avenida Mariano Unzué.

Algo más de un mes resta para una Exposición Rural que hace mucho venimos esperando…
– Pueda ser que después de tantos años, parecen más, después de la pandemia podamos hacer algo que es tan campestre y campero, que está esperando la gente de campo, como la jineteada, y algo también para el otro domingo en la pista. Se está armando, hay algunas cosas ya listas, estamos a pleno y falta muy poquito, poco más de un mes.

Esta es una fecha en que años anteriores ya estaban cerrando incluso la inscripción de los animales que van a venir…
– Eso está muy aceitado porque acá las subcomisiones trabajan muy bien, y lo que tiene que ver con la Expo está bastante aceitado, no te digo que funciona solo; pero cuando largamos a la venta los stands, que siempre tiene prioridad el que vino el año anterior, te diría que adentro está casi todo cubierto, y lo de afuera que siempre es lo que más cuesta con el tema de la maquinaria, tengo buenas expectativas y esperanzas de que se llene también. Falta el buen tiempo; pero contra eso no se puede hacer mucho. Tengo esperanzas de que el tiempo acompañe y tengamos un marco importante.

¿Cómo estamos en cuanto a categoría con la Asociación de Angus y qué va a pasar con los Shorthorn?
– Con Shorthorn estamos ultimando detalles pero viene la Nacional. Con Angus nos hemos venido abajo en la categoría porque tuvimos la mala suerte en la penúltima exposición de que llovió toda la semana y también el día del remate, y como las categorías son por promedio de ventas, nos caímos. Siempre a la exposición de Bolívar la gente quiere venir, los cabañeros quieren venir, estuvimos muy cerca de que viniera la Nacional de Angus y no se dio, ya estaba muy avanzado con Olavarría, será para el año que viene.

Trataremos de hacer una exposición de animales más acotada, los cabañeros nos plantean que son muchos días y eso demanda costos, tienen que venir con sus empleados a que atiendan los animales. Será miércoles, jueves y viernes, y el remate lo haremos el sábado, en lugar del lunes como fue siempre.

Se quedan para el desfile del domingo y se van…
– Ahí tenemos un tema, tendremos que pedirles que se queden para el desfile; pero el domingo a las 5 de la tarde quedarían libres.

¿Tenés previsto algún homenaje?
– Por ahora no; pero me gusta hacer homenajes, en vida más todavía. Teníamos previsto hacer un homenaje y justo cayó la pandemia; pero lo vamos a reflotar, de una persona de Comisión Directiva que queremos mucho. No lo quiero anunciar porque por ahí no se hace y creamos falsas expectativas.

Estamos con mucha pila, muchas ganas, faltos de training; todos renegamos de la Expo pero después queremos venir todos.

¿Cómo está el tema voluntarios?
– Hay gente que nos vamos poniendo más viejos y nos pesa, más que nada los del comedor, que son muchos días.

La falta de Salchicha Díaz también es un tema…
– Es un tema, nos está dando una mano Noemí Ocampo, muy buena persona y muy buena asadora. Salchicha era parte del inventario, esas son las cosas tristes que pasan en la vida. El otro día falleció un miembro de Comisión Directiva, Rubén Tocci. Fue un golpe duro, lamentablemente entre una exposición y otra siempre falta gente.

¿Cómo viene el cronograma de espectáculos?
– El primer sábado traemos a un humorista, Andrés Teruel, y en la música a Manuel Wirtz. El domingo la tradicional jineteada. El segundo sábado traemos de humorista a Claudio Rico y a Javier Calamaro. El ciclo de charlas es muy bueno, viene Salvador Distéfano.

Tenemos la jornada de producción animal, siempre con el INTA y con el Círculo de Ingenieros, en la que hay un muy buen ciclo de charlas.

El segundo domingo también habrá un show infantil, a cargo de Uniendo Sonrisas.

Hemos traído lo que hemos podido, hoy los presupuestos son terribles, hablamos de mucho dinero.

¿Cuánto va a costar venir a las cenas-shows de los sábados de la Rural?
– Es un tema el valor. Cualquier cena vale 4.000 ó 4.500 pesos, sin show, y si ese valor lo ponemos en la Rural, les parece caro. Me parece que la gente está con ganas de salir y va a pagarlo. Esos dos sábados a nosotros nos cuentan plata.

¿La Cámara Comercial no ayuda ahí?
– Sí, estamos trabajando en conjunto con la Cámara y ellos este año están con ganas de redoblar apuestas y va a tener una participación importante dentro de la Expo. La idea es que tengan dos galpones, nos estamos poniendo de acuerdo, para que esto salga bien tiene que ser en conjunto con todos. La Cámara es un pilar muy importante, tiene el micrófono el primer domingo junto con el intendente, tiene un papel fundamental en la Expo de Bolívar.

La Expo en su edición comercial del año pasado.

¿Qué tenés previsto para la pista el segundo domingo?
– Algún encuentro campero, estamos en tratativas para hacer un encuentro de carruajes, pasa que es todo costoso, hay carruajes que valen más que un cero kilómetro, y cómo los cuidan. Tenemos ganas de hacer algún desfile de ponchos, ahí estamos trabajando en eso con Salinas Grandes. Algo novedoso y lindo vamos a hacer seguramente.

¿Alguna autoridad presente? ¿Gente del sector, algún ministro?
– CARBAP va a estar, de CAME seguro que van a venir. No es un año electoral, entonces los políticos en los años no electorales medio como que se olvidan de la gente. Los años pares habría que transitarlos con más ganas, porque los impares son más fáciles. Estamos dentro de un país complicado, por protocolo siempre invitamos a ministros y demás; pero la verdad es que no creo que venga nadie.

¿Cómo has visto las otras Exposiciones Rurales? Algunas en la provincia ya se hicieron…
– Muy tranquilas. Pasa que Bolívar tiene la vara muy alta, vos ves otras exposiciones y si las comparás con la nuestras te das cuenta que es otra cosa. No quiero compararla con Palermo porque es el centro de la atracción de capital; pero después vas a tener que andar mucho para poder ver una Exposición como la de Bolívar, con las instalaciones que tenemos.

Las exposiciones que sé que se han hecho son chicas, con muy poco movimiento, tres días de duración. Y se viene eso, acortar las muestras, nosotros todavía mantenemos los dos fines de semana.

“De lunes a sábado es entrada libre”

¿La entrada se va a cobrar sólo los domingos?
– Sólo los domingos. De lunes a sábado es entrada libre. Es un tema por la seguridad, es cierto; pero en eso hemos trabajado mucho con la Comisaría, con el municipio, estamos en excelentes relaciones.

El municipio va a tener su lugar como siempre…
– Sí, va a tener su lugar.

Lo que costó volver a traer al municipio a la Rural, en algún momento parecía que no volvía más…
– Sí; pero siempre fueron invitados. Creo que esa etapa ya fue, ojalá no se vuelva a repetir, de los errores uno aprende y hoy por hoy podemos opinar diferente pero podemos sentarnos en una mesa de diálogo y ser escuchados, de eso se trata. Somos parte de Bolívar, esta es la fiesta de la ciudad, no le quiero quitar mérito a ninguna pero esta es la fiesta de la ciudad por casi 100 años, y no es fácil en una Argentina tan vapuleada y con un campo tan castigado, permanecer durante todo este tiempo.

El comercio, la industria, el municipio y el campo tienen su lugar para decir lo que quieren, con respeto tiene funcionar.

Habían avanzado con asientos plásticos en las tribunas de la pista hacia los laterales, ¿pudieron hacer algo más?

– Falta poquito para completar todo, la verdad que ha quedado muy lindo, un lugar al que le tenemos que dar más prestación. Y todo el predio de la Rural tiene que tener más prestación, ahora le hemos dejado que el Club Casariego esté todo el año, tenemos a Independiente, Indios, se sumó arquería, pato, con esas actividades estamos muy contentos porque entre 500 y 600 chicos practican deporte en el predio de la Rural sin que se les cobre nada.

Nos hemos abierto a la comunidad con muchas cosas, como las viandas que le colaboramos a la Parroquia San Carlos y un montón de otros servicios que muchas veces no se ven pero se hacen. Nosotros no somos sólo la queja por el estado de los caminos.

Va a ser tu última Rural como presidente…
– Sí, la última.

¿Cómo lo vivís? Recuerdo la primera, y que cambiaste el discurso varias veces, y ahora casi vas sin papeles para leer…
– No sé si eso está bien, dicen que los discursos tienen que ser leídos para no olvidarse de nada y generalmente te olvidás de las cosas; pero muchas veces decís lo que sale o lo que pensás en ese momento. Lo vivo muy tranquilo, ese día va a estar cargado de emociones, no sólo hemos tomado la decisión en nuestras vidas con mi señora de dejar la Rural, algo que quiero mucho, sino de irnos a vivir a otro lado. Ese día la parte emotiva va a estar, caso contrario sería muy frío.

Me voy dejando un grupo, importante, consolidado.

Parece mentira que te tengas que ir para que alguno se haga cargo, siempre costó eso…
– Sí; pero en la Rural siempre costó la presidencia, hasta el vice vamos bien; pero después cuesta. No tengo dudas que hay muchas personas dentro de la Comisión Directiva en condiciones y con la capacidad de ser presidente, se han ido preparando.

Muchas veces la comisión descansaba en mi persona, y no es bueno, siempre lo digo pero no lo hemos podido cambiar. Estoy convencido que hay un proyecto, un grupo, los mismos empleados van a ayudar a que el nuevo hombre o la nueva mujer lleve todo adelante como hasta ahora.

De hecho hay un interinato desde octubre a marzo que la tendrá a Ana Lisa Leonetti como la mandamás…
– Sí, ella es la vicepresidenta. Cuando yo tome licencia se tendrá que hacer cargo. Y en marzo barajarán y darán de nuevo, seguramente vendré al cambio de autoridades y ojalá se dé en un marco de paz, de compañerismo, de sacarse los trapitos al sol adentro y después seguir con lo que siempre hizo la Rural, que es trabajar para el productor agropecuario, con sus defectos y muchas virtudes.

Cuando llegaste a la presidencia no había gas en el predio, había un montón de galpones dispersos que no le daban solución al tema de los animales, había un salón comedor con una parrilla en una esquina que no era muy visto ni tenido en cuenta como un salón de fiestas, cambiaron muchas cosas en no mucho tiempo. Y esas cosas tienen el sello de Autoconvocados primero; pero después tienen un sello muy Alzueta…
– No, tienen el sello del grupo. Me tocó liderar un grupo maravilloso, ahora estamos cambiando la calefacción y refrigeración del salón comedor y la verdad que yo no he andado, hay gente que se hizo cargo y yo me desentendí, y eso lo lográs si tenés grupo. Antes la Rural era muy presidencialista, si no andaba el presidente en todo no funcionaba.

Nos tocaron años muy duros con respecto al financiamiento, y no es fácil con instalaciones de 60 ó 70 años que tenés que mantener. El otro día se cambió el primer anillo de feria, son entre 34 y 38 tranqueras, con lo que salen, porque son tranqueras reforzadas. Ahora vamos a ir por el segundo, y así hasta el final.

Una feria que se mantiene en ese lugar y que no hay ninguna movida para sacarla…
– Es parte de la idiosincracia del pueblo, creo que salvo a algún activista, después no le molesta a nadie. Seguramente dentro de unos años las ferias van a dejar de existir o cada vez se harán menos por una cuestión de gastos, nos vamos agiornando a medida que pasan las cosas, en el mientras tanto el derecho de piso que pagan los productores agropecuarios por medio de los ferieros es una de las partes más importantes del ingreso que tiene la Rural. Estuvimos casi dos años sin poder hacer eventos, sin poder alquilar el salón, sin hacer la Expo.

No nos endeudamos, que no es poca cosa; los sueldos se pagan en tiempo y forma, la nómina de empleados es muy interesante, no nos descapitalizamos. Pensé que la íbamos a pasar peor, la pasamos peor como todas las instituciones, pero la pasamos y acá estamos, firmes.

Todavía no se pudo materializar el famoso loteo…
– Nos falta tiempo, dedicarnos, que una persona, dos o tres que se dediquen. Yo me voy; pero planté la semillita, que en ese momento pensé que nos iban a sacar cortitos, a los dos primeros que les planteé el tema fue a dos socios viejos: Héctor Rubén Barrio y Félix Bereciartúa, si tenía la aprobación de esos dos iba para adelante, si me sacaban cortito, no. Los dos lo vieron con buenos ojos, por eso me animé a plantearlo en una asamblea en la que estuvieron ex presidentes, síndicos y socios viejos.

Queda el proyecto, que es perfeccionable. Hace falta mucho movimiento de tierra, es una obra ambiciosa; pero gracias a Dios es algo que nos dejaron nuestros antepasados.

Angel Pesce.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

Edición Impresa

- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img