Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

domingo, 25 de febrero de 2024
27.3 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

FUNDEBO cumple treinta y tres años de lucha contra la Fiebre Aftosa en Bolívar

La Fundación se encarga de exigir y asegurar la vacunación de aproximadamente 400.000 bovinos por año en el Partido de Bolívar.

- Publicidad -
- Publicidad -

La fundación para el desarrollo ganadero y lucha contra la Fiebre Aftosa del partido de Bolívar (FUNDEBO) comenzó a funcionar un 15 de diciembre de 1990 en una vivienda ubicada en Rebución y Viamonte, lugar en donde funcionaban las oficinas del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA), porque desde organismo delegaron la ejecución de las campañas de vacunación a los Entes Sanitarios locales, entidades sin fines de lucro integradas por representantes de las asociaciones de ganaderos, veterinarios privados, instituciones nacionales y locales. Desde ese momento la vacunación dejó de estar en manos de los productores y comenzó a estar en manos de FUNDEBO que la ordena junto a la Comisión Provincial de Sanidad Animal (Coprosa).

FUNDEBO se encarga de hacer la logística, almacenamiento y distribución de la vacunación que consiste en recibir las vacunas que llegan desde los laboratorios o las distribuidoras a la fundación y también se encargan de asegurar la aplicación junto a los paratécnicos y veterinarios.

Como todo nuevo comienzo nada fue fácil para los integrantes de la fundación que recuerdan los inicios y todos los avatares que tuvieron que atravesar para erradicar la Fiebre Aftosa, Un ejemplo de ello es que hace 33 años atrás en Paula no había electricidad y las heladeras funcionaban a gas, por ello tenían que llevar garrafas y estar atentos con las garrafas para que las heladeras funcionaran y las vacunas no perdieran la cadena de frío.

Otra de las anécdotas que cuenta Gustavo Pérez, quién pertenece al staff de FUNDEBO desde su inicio es “en esa época las vacunas llegaban a la terminal de micro y llegaban pocas y muchísimas noches tuvimos que ir a esperar al micro a la madrugada y yo iba en bicicleta, me entregaban una conservadora, la ponía en el manubrio de la bicicleta y la abría cuando llegaba a Rebución y Viamonte, para que el vacunador pudiera salir a las 05.30 horas”. “Los productores nos pedían los turnos por radio y nosotros anotába mos y volvíamos a retrasmitir por radio porque no había teléfonos”. “Comenzamos con dos heladeras y un freezer con el dinero que adelantaron de los costos de la vacunación dos productores para poder arrancar”.

FUNDEBO gracias a la buena administración de los recursos que se obtienen de los gastos de vacunación logró comprar su casa propia que se encuentra ubicada en Av. General Paz 329, una camioneta y todo el equipamiento necesario, heladeras, freezer, generadores de electricidad para que la vacunación contra la Fiebre Aftosa, Carbunclo y Brucelosis funcione en óptimas condiciones, cumpliendo con el status sanitario que exige SENASA y los países que compran carne a la Argentina.

Hoy, quienes vieron nacer a FUNDEBO pueden decir que el objetivo que ellos se propusieron está más que cumplido porque hoy no existen brotes de aftosa, que pudo lograrse gracias al trabajo, responsabilidad y la colaboración ad-honorem de quienes participaron en la fundación y conformaron el Consejo de Administración que lo integraron representantes de la Sociedad Rural de Bolívar, Cooperativa Agropecuaria de Bolívar, Cooperativa Agropecuaria de Urdampilleta y Cooperativa Agropecuaria de Pirovano.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

Edición Impresa

- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img