Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

sábado, 25 de septiembre de 2021
15.6 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

Federico Rivadeneira, su fallecimiento

- Publicidad -
- Publicidad -

El arquitecto Federico Rivadeneira falleció ayer en Bolívar. Fue funcionario de la gestión de Juan Carlos Simón durante los 14 años (1995-2009) que duró su mandato y luego continuó con José Gabriel Erreca hasta 2011, siempre en la Dirección de Planeamiento. Con la llegada de Bali Bucca al municipio, continuó trabajando en el área, ya no a cargo, hasta su jubilación hace un par de años.

 

- Publicidad -

Hay personas que han pasado por la gestión pública y han dejado su huella. Algunos por su impronta y espontaneidad a la hora de enfrentar a los medios de comunicación, otros por su vínculo con el vecino, otros por su trabajo y el legado que dejan a futuro. El caso de Federico Rivadeneira se emparenta más con este último, ya que su labor en la Dirección de Planeamiento marcó el ordenamiento en muchos órdenes del municipio, más sobre todo por el tiempo que estuvo a cargo, los 16 años que gobernaron la ciudad entre Juan Carlos Simón y José Gabriel Erreca.

Los datos que nos acercó Luciano Carballo Laveglia, quien fuera el secretario de Obras Públicas en la primera gestión de Simón y por ende el superior de Rivadeneira entre 1995 y 2003 fueron de gran utilidad, ya que describen al Rivadeneira pre municipio, al hombre y al profesional antes de ser conocido por su participación en la gestión pública.

Los datos de Luciano dicen que Federico había nacido en Mendoza y que llegó a Bolívar por circunstancias familiares, ya que su madre había formado pareja con un hombre de apellido Larriqueta, que se instaló en Bolívar con la firma representante de vinos Marañón-Larriqueta.

Federico Rivadeneira estudió en arquitectura en la Universidad de La Plata y según Luciano Carballo Laveglia es de la camada del contador Néstor García y de Juan Carlos Leonetti, actual corresponsal consulta de Italia en Bolívar.

Los recuerdos de Luciano lo traen más acá en el tiempo, ya en la vida profesional, compartiendo un proyecto que en 1993 se armó para la remodelación del parque “Las Acollaradas”, en tiempos de Juan Carlos Reina intendente. El proyecto ganó y fue así como Luciano y Federico fueron los responsables de la modernización del pulmón verde que tiene Bolívar y que durante años tuviéramos en la ciudad bancos coloridos, el propio puente de la glorieta pintado de violeta y amarillo, la pintura de los antiguos juegos, etc.

En 1995, como dijimos al inicio, Luciano Carballo Laveglia llegó al municipio con Simón intendente, fue a la Secretaría de Obras Públicas y nombró a Federico el director de Planeamiento de su gestión. El arquitecto recordó que su colega fue uno de los primeros que comenzó a armar la actual Ordenanza de Zonficación que aprobó no hace mucho tiempo el Concejo Deliberante en reemplazo de una que regía desde tiempos de Félix Bereciartúa como comisionado (1976-1982).

La ida de Simón a la Legislatura provincial como senador en 2009 no alejó a Rivadeneira del municipio, ya que siguió en Planeamiento con el gobierno de José Gabriel Erreca. En 2011 con la llegada de Eduardo “Bali” Bucca al municipio, fue alejado de la dirección de Planeamiento pero siguió trabajando en el área como asesor hasta que se jubiló hace un par de años.

Además de la gestión municipal, seguía trabajando como arquitecto, sobre todo en la elaboración de los planos de obras para la instalación del gas. Hay en Bolívar muchos gasistas; pero son muy pocos los que tienen firma para el papeleo que se exige, Federico era uno de esos que “ponían el gancho” y que seguramente ha supervisado la instalación (al hacerse de cero, claro está) de muchas de las viviendas de la ciudad construidas de 1995 hasta la fecha.

Un funcionario de un perfil bajo total, que sólo se lo veía si se lo iba a buscar, siempre estaba en su oficina en el municipio, dispuesto a atender a quien lo requiriera; pero era muy difícil verlo en cerca de las cámaras, los grabadores o los flashes. Durante todo el tiempo que duró su estadía en la comuna participó de las actividades del comité de la Unión Cívica Radical pero siempre con su perfil subterráneo, se lo veía, sí; pero las figuritas eran otras, él era un soldado.

Casado con Norma Dileo, formó su familia en Bolívar, ciudad a la que adoptó para siempre. Aquí nacieron sus hijos, entre ellos Nicolás, fotógrafo de profesión e integrante del actual equipo de Prensa Municipal.

Se fue un laburante de la gestión pública y de la vida, alguien que difícilmente haya tenido un sí o un no con alguien alguna vez, una persona que será recordada por su trabajo y por su predisposición al mismo, ya sea en la función pública como en la privada. QEPD.

Angel Pesce

 

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img