Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

miércoles, 01 de diciembre de 2021
21.5 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

En el Día del Inmigrante, un recuerdo muy especial

- Publicidad -
- Publicidad -

Colaboración Teresa de los Angeles Turrión, Teresita.

Vaya este recuerdo para quienes durante muchos años leyeron todas las mañanas este prestigioso diario, para enterarse de las noticias pueblerinas.

- Publicidad -

 

En el período 1852-1880 los gobiernos consideraban que la inmigración era necesaria para el desarrollo de nuestro país. Así podía garantizarse la mano de obra que se requería para actividades agropecuarias, tendido de las vías férreas o construcciones urbanas.

Durante la presidencia de Nicolás Avellaneda, el Congreso nacional dictó la Ley 817, que reglamentó el ingreso de inmigrantes extranjeros al país.

Muchos de los inmigrantes que ingresaban al país, hasta 1880, regresaban a sus países de origen, después de emplearse en algún trabajo temporario.

Pero después de ese período, los extranjeros se radicaron en la Argentina.

La inmigración se mantuvo, con alzas y bajas, hasta el año 1930.

Los primeros españoles llegaron al actual territorio de la Argentina entre los siglos XVI y XVIII influyendo en la organización política, social y cultural de la República Argentina.

Hoy en el día del inmigrante, a modo de homenaje, quiero recordar a  dos seres muy queridos: Mis abuelos paternos que vinieron como tantos otros de la lejana España a trabajar esta bendita tierra llamada Argentina.

Allí dejaban padres, hermanos, tíos, primos…. Huían de la guerra.

Mi abuelo, Bienvenido Turrión, había nacido el 18 de Enero de 1880 en el pueblo de Brincones, provincia de Salamanca partido de Ledesma. Llegó a nuestro país en 1912, en el vapor Englan Glew de la Compañía Nelson. Era hijo de Julián Turrión y Gabriela Pérez, oriundos del pueblo de Brincones; fallecidos en España.

Mi abuelo al llegar a estas tierras se instaló en el llamado “Campo de Canteros” haciendo trabajos de herrería. Allí trabajó durante un año y volvió a España a buscar a su prometida, Felipa García, que había nacido en la ciudad de Salamanca el 26 de Mayo de 1890.

Bienvenido y Felipa contrajeron matrimonio el 23 de Octubre de 1813 y volvieron a la Argentina, ese mismo, año.

Cuando llegaron, se instalaron en el establecimiento rural nombrado anteriormente.

Luego se fueron a la estancia “Los Toldos” en Villa  Sanz, propiedad de una familia inglesa. Allí permanecieron trabajando alrededor de 18 años. En ese paraje nacieron sus siete hijos: Amalia,

Cándido, Celedonio, Ángel, Julián, Elvira y Bienvenida.

Todos ellos concurrieron a la escuela No: 4

Más tarde se instalaron en un campo, a orillas de la ruta 65, en la estancia Unzúe, en el puesto “Los Pavos”, alquilando algunas hectáreas para realizar trabajos agrícolas. En esa época trabajar la tierra requería mucho sacrificio. Todo se hacía a mano.

Aquí sus hijos fueron a la escuela No: 17 (Unzúe).

Sus hijos crecieron y tomaron decisiones propias. Emigraron a la ciudad buscando su propío porvenir. Afortunadamente cada uno de los hijos varones encontró trabajo digno y estable en reconocidas empresas de esa época que les permitió formar una familia donde pudieron darle estudios a sus hijos.

Finalmente, mis abuelos paternos, compraron una casa en la calle Leiría esquina Laprida (hoy, remodelada pero todavía se conserva) donde se dedicaron a la venta de aves y sus derivados  (gallinas, pollos, pavos).

En ese lugar, vivieron los dos, Felipa y Bienvenido, hasta los últimos días de su vida recibiendo el afecto y el cariño de sus hijos, de sus nietos: Raquel, Mirta,  Mary, Teresita, Adriana, Carlos, Miguelito y Oscar.

Felipa llegó a poder conocer dos bisnietas: Claudia y Eugenia.

Hoy, ellos y sus familiares que ya han partido, desde alguna estrella, nos estarán acompañando  a los que quedamos de su árbol genealógico, en este mundo, hasta que un día volvamos a reencontrarnos.

(Crónica de Angel Turrión)

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img