Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

domingo, 05 de diciembre de 2021
17.8 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

Cristina, la clave del éxito

- Publicidad -
- Publicidad -

Un cuarenta por ciento para Macri y la idea de país expresada por la alianza Pro-UCR no invita al entusiasmo, más allá de la alegría que significó el triunfo de les Fernández en primera vuelta, algo que sin dudar ni mirar mucho la ‘letra chica’ les candidates peronistas hubieran firmado unos meses antes en un país habituado a ballotages.

Macri se va sin reelección, igual que Alfonsín, que fue tumbado sin militares en la luz, y que el también radical De la Rúa, que huyó en helicóptero dejando tras de sí un reguero de sangre y muertos. (Desde que recuperamos la democracia, los presidentes peronistas fueron reelectos.) Además, regresa Cristina, esa ‘muerta’ que no para de nacer, para repelús del pertinaz gorila nacional.

- Publicidad -

Más o menos así lo ve Eliana Herrero, militante de Matria, brazo de la ‘perokirchnerista’ Patria Grande. “Con lo que está pasando en Latinoamérica, hay que estar más alertas que nunca. Es preocupante el panorama. Hay alegría porque volvimos, hay esperanza, pero también preocupación”, resume la militante de base, en entrevista con el diario.

 

“ROMPIERON EL FARO”

Después del triunfo de Fernández, el panorama continental se oscureció sensiblemente: estalló la crisis en Chile, que de algún modo representa la buena noticia de que el pueblo despierta, pero a un costo altísimo, y por otro lado la alegría por la liberación de Lula se vio rápidamente eclipsada por el golpe de estado en Bolivia…

– Es terrible desde el punto de vista de los modelos que están prevaleciendo en América Latina. Con lo de Bolivia quizá no me sorprendí tanto, pero lo tremendo es que se metieron con el país fue el faro de todo lo bueno que ocurría estos años en Latinoamérica. Rompieron el faro, y cómo lo rompieron, hasta dónde llegaron. Imponiendo otra vez esto de la biblia, la religión… Desde Matria siempre defendimos la idea de una Latinoamérica unida, que contemple a los pueblos originarios -el logo de la fuerza local tiene que ver con eso-, y Bolivia siempre luchó por esos mismos valores. Que ahora haya habido un golpe como éste, implica algo muy cruel también en lo simbólico… Y ni hablemos del silencio cómplice del presidente de la Argentina.

Vivimos un retroceso a los años setenta, incluso con la forma de los setenta: militares en el poder, tanques en la calle reprimiendo…

– A nosotros nos lo contaron… Yo lo veía como algo lejano, tengo 26 años y pensaba que como sociedad habíamos superado eso.

La lección de estos días es que todo puede volver…

– Claro, incluso también lo bueno (sonríe). Inclusive en Bolívar se vio un fuerte respaldo al macrismo y su idea de país y de continente, advertimos mucho corte de boleta Macri-Pisano. Nuestro pueblo fue siempre muy conservador, más allá del rotundo triunfo de Pisano que premia a su buena gestión. Sí, lo eligen a él, pero arriba no dudan.

 

LA JUGADA ESTRATÉGICA DE CRISTINA

A pesar de que la massmedia ha ‘vendido’ que el triunfo fue ajustado, y hasta el periodista Luis Majul se aventuró en calificar al resultado del 27-10 como un empate técnico, nada hacía prever a principios de este año una victoria de la oposición en primera vuelta.

– Lo más importante a ver es la jugada estratégica de Cristina, cuando convocó a Alberto. No olvidaré ese sábado a la mañana cuando nos llegó un whatsApp con un audio de ella explicando por qué Alberto. No sé si él esperaba eso. Nosotros como militantes no aguardábamos un triunfo así ni la construcción de esa alta imagen positiva que él atesora hoy. A mí me sorprendió en su manera de pensar, de expresarse. Me encanta escuchar a Cristina, cómo habla, responde y debate. Alberto es totalmente diferente, pero está buenísimo cómo lo hace también, desde una altura y con una paz terrible.

La crisis económica y social es tan grande que se considera necesario que lleve el timón un hombre como él, hábil para tejer consensos.

– Yo creo que sí.

Si bien quizá su perfil no entusiasme a la militancia kirchnerista más dura. De hecho, se reconcilió con las bases una vez que Cristina lo ungió candidato a presidente.

– Sí, él no estaba bien con la militancia más dura… Pero Cristina lo convocó a él, y él incorporó a Massa, otra figura que tampoco entusiasmaba a la militancia. Fue clave para ganar. Pero también quiero destacar el rol de los movimientos que aglutinan a las organizaciones populares, como el Frente Patria Grande, donde estamos como Matria. Y será importante tener en cuenta a la economía popular frente a la crisis en la que estamos. Precisamente, hace unos días Alberto se reunió con distintos espacios de la economía popular para diagramar estrategias enfocados en los próximos años. Eso es interesante, habla de una apertura mental, no se queda sólo en La Cámpora y las estructuras que ya son muy orgánicas y siempre estuvieron ahí. De hecho, Ofelia Fernández surgió de Patria Grande, y en lo personal no deja de maravillarme cada vez que la escucho. Ella es la primera legisladora mujer, de esa edad, en América Latina. No es poco, es un montón.

 

LAS ALARMAS DE DICIEMBRE

Hablando de ampliar la base: los medios grandes, o una mirada simple, ponen la tilde en que al Frente de Todos han vuelto Massa, Bossio y otros, pero se ningunea que también han habido interesantes incorporaciones por izquierda: Solanas, Donda, Víctor De Gennaro…

– Claro… Aunque luego habrá que gobernar, algo que tendremos que ver cómo se hará (por lo heterogéneo del armado). Pero de todos modos aún falta para el 10 de diciembre, y en lo personal me da bastante miedo qué puede llegar a ocurrir, con todo lo que está ocurriendo en los alrededores. Cuando ganamos las elecciones festejé, pero íntimamente me dije que falta llegar al 10 de diciembre. Desde hace mucho tiempo, quizá desde 2001, diciembre es un mes difícil. Sin embargo, me parece central que se haya conformado un frente tan diverso, pienso que habla de una nueva forma de hacer política para transformar las cosas. Yo tengo esperanzas. Y en particular, deposito mucha de mi confianza de cara a lo que viene en los movimientos de izquierda que se han sumado, sobre todo en los que vienen de Patria Grande.

Mañana la segunda parte, en la que Herrero se referirá al panorama local, signado por la categórica y hasta sorprendente victoria de Pisano sobre Morán.

Chino Castro

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
spot_img
spot_img
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img