Diario La Mañana. San Carlos de Bolívar +54 9 2314 53 5776

domingo, 26 de septiembre de 2021
20.3 C
San Carlos de Bolívar
- Publicidad -

“Cristina es muy grande, desacomodó a propios y a extraños”

- Publicidad -
- Publicidad -

Ariel Ferreyra es, desde el alejamiento de Bali Bucca y compañía de las filas del kirchnerismo, el principal referente K que tiene la ciudad. Candidato a intendente en 2015, candidato a concejal en 2017 (le ganó la primaria a Berreterreix), ante un nuevo escenario eleccionario espera ver el escenario que se presenta a nivel local para tomar decisiones a la brevedad.

¿Tuviste que ver con el armado de la llegada de Kicillof a Bolívar?

- Publicidad -

– Lo del armado fue un llamado del diputado (César) Valicenti, que me llamó para gestionar la sede para las dos reuniones con Kicillof.

¿De entrada el lugar elegido fue el CRUB?

– De entrada fue el CRUB y me pareció bárbaro porque es un edificio histórico para Bolívar que fue construido por un proyecto político que apuesta a la educación pública como igualdad de oportunidades y de derechos.

¿La sede del PJ estaba entre las posibilidades para la reunión política?

– Estaba, yo propuse un club de barrio y se terminó eligiendo la sede de SMATA.

¿Esperabas la convocatoria que tuvo Axel?

– Sí, porque estoy viendo lo que Axel genera. Es un fiel representante y un vocero de Cristina, sabemos que es quien más fideliza el voto de Cristina, es bien representativo del proyecto porque fue ministro de Economía, porque negoció con los Fondos Buitre, con el Fondo Monetario Internacional. Ha sido un gran negociador con las petroleras, con el establishment nacional y comercial.

No me encontré con un diputado nacional, me encontré con un cuadro político, nos habló de la historia del peronismo, del origen de la clase media, de la guerra comercial que se lleva a cabo en el mundo en este momento y cómo eso impacta en las economías en desarrollo como la nuestra. Nos habló de política local, de soberanía energética, del derecho a la educación, a la salud, de la igualdad de oportunidades.

¿El discurso en SMATA fue más político de campaña?

– Lo de SMATA fue totalmente distinto porque habíamos arreglado que ahí hubiera uno o dos referentes por agrupación política y por organización, hubo representantes de gremios también. Ahí fue una charla íntima, en mi caso pude plantear cuestiones de índole local, de cómo veníamos trabajando, qué veníamos haciendo, cómo se dio el crecimiento de Unidad Ciudadana en Bolívar, y las dificultades que tenemos por un municipio que después de la estrepitosa derrota de 2017 no se abrió al diálogo con el kirchnerismo local.

Hablamos de una nueva etapa, de la unidad necesaria que estamos construyendo con el resto de las organizaciones, fue interesante. En el CRUB habló para los estudiantes de economía; pero fueron saliendo todos los temas.

¿Te sorprendió alguna presencia en el CRUB?

– No, estaba dentro de los planes la presencia del intendente. Creo que fue sano que haya estado, había directivos, concejales, consejeros escolares. No tenía que venir Axel Kicillof para encontrarme con todos ellos, eso se tendría que haber dado en diciembre de 2017. Eso se lo planteé al intendente a comienzos del año pasado, que la unidad tiene que ser real, programática y verdadera para darle señal a los votantes de que lo que necesitamos es la unidad del campo popular.

¿Te sorprendió el anuncio de Cristina?

– Sí, me sorprendió. Me mandaron un mensaje y no lo creí, hasta que entré en las redes sociales y vi el video de 12 minutos. A medida que fueron pasando las horas lo fui procesando y entendí que Cristina es una estadista, una estratega y tuvo un gran gesto. Escuché que alguno dijo que se bajó, y en realidad nunca se subió.

Estaba dentro de las posibilidades lo que pasó…

– Nosotros no queríamos aceptar eso, queríamos que fuera presidenta, entonces nos costó asimilarlo. Uno hace el análisis y el stablisment político, judicial y mediático iba a hacer lo imposible para que ella fuera y estaba dentro de las posibilidades que fuera presa si era candidata a presidenta. Desacomodó a propios y a extraños. Cristina es muy grande, el propio Alberto dijo que se sorprendió con la candidatura.

Pateó el tablero local también…

– Que el intendente haya estado con el precandidato a presidente de una fuerza y con el supuesto candidato a gobernador de otra, a las 48 horas en el mismo lugar, eso habla más de las indefiniciones políticas del Ejecutivo local que de nosotros, que venimos recorriendo un camino de convicciones y de lealtad. Yo creo en las ideologías, no en los vecinalismos que tienen convicciones de acuerdo a las circunstancias.

Las banderas históricas del peronismo que defendemos no entienden de medias tintas, o estamos a favor del pueblo o de las corporaciones. Si por una cuestión electoralista ahora el Ejecutivo local decide que tiene que estar dentro del kirchnerismo, será una cuestión ajena, no evalúo demasiado eso. Me gusta recorrer un camino de ideales y de convicciones, ese es nuestro capital político.

La decisión de Cristina impacta en todos los municipios, faltan 6 semanas en las que hay que tener gestos de grandeza, de humildad y de unidad.

Cuando hablás de unidad, ¿es unidad peronista o kirchnerista?

– Unidad del campo popular, que está compuesto por partidos de izquierda, por Unidad Ciudadana (Nuevo Encuentro, Kolina, Frente Grande), organizaciones sociales. Popular viene de pueblo, yo milito con Ana María Chávez, que proviene del radicalismo, y yo soy peronista. No queremos la unidad del peronismo, sino la del campo popular, que son todos los compañeros y compañeras que tenemos orígenes políticos distintos pero compartimos el destino hacia dónde queremos que vaya la Argentina, con ellos queremos hacer la unidad, y además que reconozcan a Cristina Fernández como la conductora del movimiento nacional, popular, democrático, feminista.

Tenemos que hacer nuestro mejor esfuerzo en Bolívar para que esa unidad sea posible, entendiendo que hay compañeros que venimos trabajando en el mismo camino desde hace muchos años, y hay otras agrupaciones que surgen nuevos con los que compartimos el destino. Necesitamos que en Bolívar haya un gobierno que represente los intereses del pueblo.

Hay que dejar de lado los intereses personales para construir lo que mejor sea para Bolívar. Según las últimas elecciones somos la tercera fuerza política en la ciudad, nosotros ya fuimos a elecciones, y tenemos que ser conscientes de que agrupaciones que surgen nuevas no tienen representación todavía en la gente, por falta de historia.

¿Qué pasa si Pisano toma el camino de alinearse a la fórmula Fernández-Fernández?

– En política hay que sentarse, dialogar, se analizará, habrá que ver si hay esos gestos de grandeza en el resto de los actores políticos. Los gestos tienen que ser de todos los espacios, el compañero que tenga la mayor representación del espacio tiene que ser la candidata o el candidato.

Hoy sin Pisano adentro el candidato serías vos, y si Pisano ingresa, sería él…

– Lo estamos discutiendo con el resto de las orgaizaciones. Bolívar necesita un intendente kirchnerista que sintonice con el gobierno nacional, desde lo ideológico también, porque de lo contrario ocurre lo que pasó en el 2011, que parece que estamos pero en realidad no estamos. Necesitamos esa sintonía para terminar la Línea 132, para crecer en todo sentido, que haya obra pública, para que se fomente el consumo de las clases más desfavorecidas, para que no cierren comercios ni fábricas, para que no haya ajustes en los programas sociales, para que los abuelos tengan remedios nuevamente.

Angel Pesce

spot_img
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Más Leídas

- Publicidad -

Edición Impresa

spot_img
spot_img